Mentir en el currículum sólo aumenta los obstáculos a la hora de conseguir empleo

   Engordar con falsas experiencias las hojas de vida laboral es más común de lo que cabría esperar. Sin embargo, según los expertos en recursos humanos, es un enorme error que sólo disminuye aún más las posibilidades de lograr un empleo. Ante la enorme demanda de trabajo y la innumerable cantidad de candidaturas, las empresas han comenzado a aplicar instrumentos más efectivos de descarte. Según los especialistas, las empresas suelen llamar a los antiguos jefes de los aspirantes para descartar candidaturas.

Por Iván Abreu Anaya. Lunes, 13 de Mayo 2013

 
Vivimos en tiempos de crisis mundial y convivimos a diario con personas en situación de paro que en muchos casos se prolonga durante años y resulta, según los expertos, más difícil para aquellos que llevan más tiempo sin trabajar.
En este contexto, según el digital especializado de la CBSNews Moneywatch y la especialista en Recursos Humanos Suzanne Lucas, la mayoría de las compañías piden referencias de trabajo antes de contratar a cualquier aspirante, ya sea para cuidar ancianos o para ser vicepresidente de una compañía, necesitan fiabilidad. Arriesgarse a dar falsas referencias no le llevará a la cárcel pero sí le mantendrá sin empleo, eso es seguro.
Lucas afirma que no todos los empleadores llaman a estas referencias aportadas por los aspirantes, “algunos lo hacen y otros deciden conseguir sus propias referencias personales utilizando redes sociales como LinkedIn, conexiones de la industria (conocidos en las empresas o colegas de profesión), o sencillamente llamar a la oficina de la antigua empresa del candidato y pedir hablar con el jefe de su último departamento.
Cómo no equivocarse al elegir sus referencias
Lo principal será no mentir, es preferible que la empresa vea en el aspirante la capacidad de aprender y su disposición por hacer un buen trabajo, a que se tope con la imagen de un profesional fraudulento capaz de mentir con tal de conseguir sus propósitos.
La experta aporta cinco consejos sobre cómo lidiar con las referencias cuando una empresa las solicita a sus candidatos:
1. Si es una empresa familiar, no es una buena referencia
2. No tiene por qué facilitar siempre los datos de su supervisor inmediato
3. Hable con sus referencias antes poner sus datos en su hoja de vida
4. Asegúrese de que usted tiene la información correcta sobre su referencia
5. Si sabe que su antiguo jefe dirá algo horrible, hable con antelación
 
ENTRADAS RELACIONADAS:
Anuncios