¿Es posible que los portales de empleo se muevan hacia ‘lo social’?

En relación con la búsqueda de empleo por Internet, os queremos acercar el artículo publicado por Miguel Ángel Riesgo, acerca de si es posible la relación entre los portales de empleo tradicionales y las redes sociales y profesionales.

No sólo es posible, sino que además es un movimiento necesario el que los portales de empleo tradicionales deben hacer si no quieren tener un futuro en el que su modelo de negocio basado exclusivamente en la oferta y el CV, siga teniendo un uso tendente a la baja.
Los portales de empleo tuvieron un momento de auge indudable, gracias a que aportaron en el momento preciso, una gran dinamicidad a los procesos de selección y reclutamiento, mediante la aportación de plataformas on-line que facilitaron el trabajo tanto a la oferta como a la demanda. Su llegada supuso la progresiva desaparición de los medios tradicionales que se vinieron usando anteriormente (especialmente prensa).
Las primeras redes sociales y profesionales se vieron como una alternativa complementaria que podía ofrecer cierto valor. Sin embargo, esta complementariedad ha ido desembocando en una tendencia cada vez más acusada por parte de empresas y candidatos a usar más frecuentemente aquellas redes sociales que les permiten optar a mayores posibilidades de encontrar un empleo.
Porque hay una cosa clara, y es que de lo que se trata fundamentalmente es del posicionamiento que tienen tanto portales como redes sociales en la mente de sus usuarios. El candidato que ha obtenido trabajo no vuelve a necesitar los servicios del portal, hasta el momento en el que nuevamente desea encontrar otro empleo 
En cambio, una red social / profesional no se basa en elementos temporales y puntuales como puede ser una oferta, un CV o incluso una transacción puntual.

Movimiento de los portales de empleo hacia lo social

Fuente CC: SOL Just Sol

Por tanto, nos encontramos con dos modelos de negocio y dos tipos de posicionamiento bien distintos, pero que desean encontrar las sinergias necesarias para no perder su hegemonía (portales), ni su crecimiento sostenible en ingresos (redes). Es por ello que cada día veo cómo los portales tratan de moverse (eso sí, tímidamente por el momento) hacia lo social, mientras que las redes incorporan mecanismos y modelos tradicionalmente presentes en los portales. En el punto intermedio probablemente nos encontremos con nuevos modelos futuros que cojan lo mejor de ambos mundos.

Por otra parte, la dificultad de virar los modelos existentes hacia un posicionamiento bien distinto, lo es aún más en el caso de los portales.

Os aconsejamos leer los artículos completos así como los comentarios de Víctor Candel en miguelangelriesgo.com (parte-I) y miguelangelriesgo.com (parte II)

Anuncios